CONNECT YOUR CRISIS-READY MODE

¿Alguna vez te has preguntado si tu organización está realmente preparada para afrontar una crisis? Pues bien, esa reflexión sobre si estamos o no bien preparados debe formar parte de las funciones de un buen management, de un buen líder. La preparación ante una crisis es una potente herramienta a la hora de proteger nuestra Reputación Corporativa porque ninguna organización está exenta de sufrir una.

 

You are never too big to fail…y si no recordemos el caso de la eléctrica estadounidense Enron (2001) que acabó arrastrando a su auditora Arthur Andersen (2002), inmersas ambas en dos complejos casos de compliance relacionados, por la falsificación de las cuentas de Enron, y que las llevaron a desparecer, o gravísimas crisis como la que sufrió British Petroleum (2010) por causa de un vertido en el Golfo de Méjico y que puso en jaque a la empresa. Sí, lo sabemos, son crisis antiguas, pero las hemos querido mencionar por ser muy extremas y para mostrar hasta qué punto una crisis nos puede atrapar como la ola de un tsunami. Afortunadamente, no es lo habitual así que volvamos a la calma sin bajar la guardia.

 

¿Qué entendemos por estar preparados para afrontar una crisis? Se trata no sólo de realizar un trabajo de campo donde analicemos los riesgos e issues que afectan a la compañía y a su sector, los procesos, las herramientas que tenemos, etc. sino de materializar un plan global de preparación y gestión de crisis que vaya más allá del cuadro directivo y baje hasta la última persona que pueda detectar una alerta de crisis o incidente grave susceptible de convertirse en una crisis.

 

La transversalidad y continuidad en la preparación a la crisis es lo que nos permitirá desarrollar poco a poco una cultura de preparación y gestión de crisis dentro de nuestra organización con el objetivo de que ésta llegue a formar parte de la cultura corporativa, tal y como se trabaja actualmente en muchas empresas la cultura del buen gobierno o la ética empresarial.

 

CRISIS: estamos sin duda ante un concepto amplio y complejo que muchas veces asusta pero que hay que trabajar con un state of mind positivo y constructivo para perderle el miedo, para entender que la preparación es defensa y protección. Así que, recuerda que you are never too big to fail so connect your crisis-ready mode.